Las frases cristianas son una manera especial de dedicarle tu amor a Dios y de demostrarle toda tu fé hacia ese ser superior. Dicen que el amor es lo que hace girar al mundo. Los cristianos que entienden la profundidad del amor incondicional de Dios también sienten la necesidad de compartir ese mismo amor con los demás a su alrededor. El amor toma muchas formas en cada una de nuestras relaciones terrenales, pero tendrán éxito cuando se basen en el amor de Dios. Agradecer a Dios es importante y en esta ocasión te queremos regalar una selección de imagenes y frases de agradecimiento a Dios para que puedas compartirlas con todos tus seres queridos y especiales.

Imágenes con frases cristianas de agradecimiento a Dios

Las imagenes con frases cristianas con frases de agradecimiento son una idea genial para regalar fe a quienes quieras. En esta oportunidad te dejamos una muestra de las mejores imágenes con frases cristianas de agradecimiento a Dios para que puedas honrarlo y puedas agradecerle por todo lo que hace por ti en tu vida. Disfruta de cada una de ellas y elige las que mas te gustan para descargarlas y compartirlas a todos tus amigos, familiares y seres queridos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Frases cristianas de agradecimiento a Dios

Las frases de agradecimiento a Dios son una manera especial de trasmitir tu amor pro Dios a todos tus seres queridos y de agradecerle a Dios por estar siempre al lado nuestro en las buenas y en las malas. La vida esta llena de momentos buenos y otros no tan buenos y la fe en Dios nos ayuda a seguir adelante ya a superar todos los obstáculos. En esta oportunidad te queremos regalar una selección de frases cristianas de agradecimiento a Dios para que puedas compartirlas con quien quieras y cuando quieras.

La mayor felicidad de la vida es la convicción de que somos amados; Amados por nosotros mismos, o mejor dicho, amados a pesar de nosotros mismos.

Sabes cuándo estás enamorado cuando no puedes quedarte dormido porque la realidad es finalmente mejor que tus sueños.

Una vez que realmente crees que eres digno de amor, nunca te conformarás con el segundo mejor tratamiento para nadie.

Con amor uno puede vivir incluso sin felicidad.

Las cosas mejores y más bellas de este mundo no pueden verse ni escucharse, sino que deben sentirse con el corazón.

Lo bueno que debemos recordar es que aunque nuestros sentimientos van y vienen, el amor de Dios por nosotros no lo hace.

Amar no es nada. Ser amado es algo. Pero amar y ser amado, eso es todo.

Para ser feliz uno mismo, es necesario hacer feliz al menos a otra persona.

El amor es esa condición en la cual la felicidad de otra persona es esencial para la tuya.

El amor es como el viento, no puedes verlo, pero puedes sentirlo.

 

Amar a otra persona es ver el rostro de Dios.

Dios es amor. Él no nos necesitaba. Pero él nos quería. Y eso es lo más asombroso.

Dios da milagros a los que creen, coraje a los que tienen fe, esperanza a los que sueñan, amor a los que aceptan y perdón a los que piden.

Señor, concédeme que no busque tanto ser amado como amar.

Dios te bendecirá con alguien increíble para tu vida. Tenga paciencia y nunca se conforme con menos porque Dios quiere lo mejor para usted.

Como sea que sea una persona, todavía debemos amarla porque amamos a Dios.

Cuando haya aprendido a amar a Dios mejor que a mis seres queridos terrenales, amaré a mis seres queridos terrenales mejor que ahora.

Nos volvemos verdaderamente personales amando a Dios y amando a otros humanos. En su sentido más profundo, el amor es la vida, la energía, del Creador en nosotros.

Amar a alguien significa verlos como Dios los quiso.

Como el Padre me amó, así también yo os he amado.

Perdona y da como si fuera tu última oportunidad. Ama como si no hubiera mañana, y si llega mañana, ama de nuevo.

No hay sorpresa más mágica que la sorpresa de ser amado: es el dedo de Dios sobre el hombro del hombre.

Lo bueno que debemos recordar es que aunque nuestros sentimientos van y vienen, el amor de Dios por nosotros no lo hace.

Dios nos ama a cada uno de nosotros como si solo existiera uno de nosotros.

Cuando perdonas, amas. Y cuando amas, la luz de Dios brilla sobre ti.

Ama de todo corazón, sorpréndete, agradece y alaba; entonces descubrirás la plenitud de tu vida.

Ama a Dios y Él te capacitará para amar a los demás incluso cuando te decepcionen.

El mayor honor que podemos dar a Dios Todopoderoso es vivir con alegría debido al conocimiento de su amor.

Cuando haya aprendido a amar a Dios mejor que a mi amada terrenal, amaré a mi amada terrenal mejor que ahora.

Donde está el amor, Dios es.

Dios nos enseña a amar poniendo a algunas personas desagradables a nuestro alrededor. No tiene ningún carácter amar a las personas que son hermosas y amorosas contigo.

Todo lo que Dios hace es amor, incluso cuando no lo entendemos.

Ya que el amor crece dentro de ti, así crece la belleza. Porque el amor es la belleza del alma.

No pierdas el tiempo molestándote si “amas” a tu prójimo; actúa como si lo hicieras.

El amor es un don de Dios.

Te agradezco a Dios por este día tan asombroso: por el salto verde de los espíritus de los árboles y el verdadero sueño azul del cielo; y para todo lo que es natural, que es infinito, que es sí.

Podemos agradecer a Dios que podemos sentir dolor y conocer la tristeza, porque estos son los sentimientos humanos que constituyen nuestra gloria, así como nuestro dolor.

El sol que creaste brilla intensamente bajo tu mando. Los pájaros que pones en el aire gorjean sobre tu esplendor. Las flores bailan de alegría ante tu grandeza. Y no tengo nada más que un corazón agradecido para ofrecerles, ¡Oh Señor mi Dios! Gracias por crearme.

No creo que debas pasar tu vida orando por cosas, pero sí creo que deberías agradecer a Dios por lo que te ha dado … pero creo que las Escrituras nos enseñan que podemos orar por nuestros sueños, orar por las cosas grandes. … no es un dios pequeño; este dios es increíble.

Recuerda la generosidad de Dios en el año. Ensarte las perlas de su favor. ¡Oculta las partes oscuras, excepto en la medida en que están saliendo a la luz! ¡Dale este día a gracias, a alegría, a gratitud!

Agradezca a Dios cada mañana cuando se levante que tiene algo que hacer ese día, que debe hacerse, le guste o no.

Quiero agradecerte, Señor, por la vida y todo lo que hay en ella. Gracias por el día y por la hora y el minuto.

Gracias, Dios, por la dignidad y belleza de uno mismo. El precioso yo innato. Lo único que no se nos puede quitar. Lo único que realmente tenemos.

Agradezco a Dios, a Jesús y a mi abuela por poder mantenerme a mí misma ya mi familia.

Estoy bendecido y le doy gracias a Dios por todos los días por todo lo que me sucede.

Gracias, querido Dios, por esta buena vida y perdónanos si no la amamos lo suficiente. Gracias por la lluvia. Y por la oportunidad de despertarme en tres horas e ir a pescar: te lo agradezco ahora, porque no me sentiré tan agradecido.

Nunca he tenido a nadie que me ame como me amas. Nunca he amado a nadie como yo te amo. Gracias a Dios por mostrarnos el camino el uno al otro.

Gracias a Dios por la realidad para la que fuimos creados, una comunicación momento a momento con Dios mismo.

No olvides dejar tu comentario acerca de las imágenes y frases que te regalamos en este blog…